Novedades de Gulfstream sobre el coronavirus

mayo 04, 2020:

La crisis del coronavirus ha afectado las operaciones del negocio de Gulfstream. Debido a estos desafíos constantes, hemos reducido nuestras entregas proyectadas para el año 2020. Además, implementamos varias medidas de reducción de costos por toda la empresa para abordar los desafíos causados por esta pandemia.

Desafortunadamente, esas medidas por sí solas no fueron suficientes para superar este importante impacto, lo que requiere que tomemos medidas adicionales para equilibrar el tamaño y la estructura de la empresa debido a las condiciones actuales. Como consecuencia, recientemente tomamos la difícil decisión de reducir nuestra fuerza laboral en varios lugares por toda nuestra empresa.

Estos son tiempos desafiantes y sin precedentes que nos exigen tomar decisiones difíciles para asegurar el bienestar a largo plazo de la empresa. Lamentamos sinceramente el impacto que estas medidas tendrán sobre nuestros colegas y sus familias. Dependiendo de criterios individuales de elegibilidad, es posible que aquellos colegas afectados reciban beneficios que incluyen indemnización y extensiones de beneficios.
 

abril 09, 2020:

Recientemente confirmamos que un empleado de nuestra instalación de Westfield, Massachusetts, fue diagnosticado con la enfermedad del coronavirus. Nuestros pensamientos están con el empleado y sus seres queridos.

Debido a este diagnóstico hemos cerrado temporalmente varias áreas en las que permaneció el empleado afectado. También les hemos pedido a los empleados de esas áreas que permanezcan en su hogar en cuarentena y que monitoreen su propia evolución. Trabajaremos para mitigar cualquier propagación del virus mediante la limpieza completa y la desinfección de esas áreas antes de reabrirlas este mes.

Desde que surgieron las noticias del coronavirus, hemos implementado proactivamente las medidas de mitigación de la enfermedad recomendadas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) y la Organización Mundial de la Salud (OMS). Hemos restringido los viajes de la compañía, cambiamos la modalidad de trabajo de tantos empleados como fuera posible para que trabajen de forma remota, implementamos medidas de distanciamiento social, establecimos controles de temperatura en el lugar, brindamos a los empleados en el lugar equipos de protección personal, limitamos la cantidad de visitantes y personas que ingresan a nuestras instalaciones, incrementamos la frecuencia y la intensidad de la limpieza de las instalaciones, y alentamos a los empleados a quedarse en casa si se sienten mal.

Muchas de nuestras instalaciones siguen operando de acuerdo con la identificación de la aviación como infraestructura crítica por parte de la Agencia de Seguridad Industrial y Cibernética (Cyber & Industrial Security Agency, CISA) del Departamento de Seguridad Nacional. 

Según la CISA, los sectores comerciales definidos como infraestructura crítica son “…tan vitales para los Estados Unidos que inhabilitarlos o destruirlos tendría un efecto debilitante en la seguridad, seguridad económica nacional, salud pública o seguridad nacional, o cualquier combinación de estos”. La orientación del presidente de los EE. UU. señala que las industrias de infraestructura crítica tienen una “responsabilidad especial” de mantener un horario de trabajo normal durante el brote global de COVID-19.

Seguimos monitoreando de cerca esta situación e implementaremos medidas adicionales según sea necesario para proteger a nuestros empleados, clientes, proveedores y comunidades.

 

abril 07, 2020:

A Gulfstream Aerospace Corp. está empenhada em apoiar as comunidades nas quais vivemos e trabalhamos ao fazer doações de suprimentos e contribuições financeiras para hospitais, governos e organizações sem fins lucrativos nas linhas de frente da pandemia de COVID-19. Para ajudar a resolver a escassez de suprimentos médicos, já doamos 3.500 máscaras N95 e mais de 3.100 trajes de proteção para hospitais e organizações de saúde pública dos EUA. Em resposta a essa situação, também fornecemos mais de US$ 60.000 para organizações com sede em Savannah que estão trabalhando para auxiliar quem precisa neste momento sem precedentes. Para apoiar outras comunidades da Gulfstream, doações também estão sendo feitas em Dallas (Texas), Long Beach (Califórnia) e Appleton (Wisconsin). Nossa prioridade máxima continua sendo a segurança de nossos funcionários, clientes, fornecedores e comunidades.

 

abril 06, 2020:

Recientemente, confirmamos que un empleado en nuestras instalaciones de St. Louis (Cahokia, Illinois) dio positivo en el examen de coronavirus. Nuestros pensamientos están con el empleado y sus seres queridos.

Debido a este caso confirmado, hemos cerrado temporalmente el hangar en el que trabajó el empleado y le hemos dicho a los empleados que permanezcan en su casa para que estén en cuarentena y se monitoreen a sí mismos. Trabajaremos para mitigar cualquier propagación del virus mediante la limpieza completa de las instalaciones antes de reabrir este mes.

Desde que surgieron las noticias del coronavirus, hemos implementado proactivamente las medidas de mitigación de la enfermedad recomendadas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) y la Organización Mundial de la Salud (OMS). Hemos restringido los viajes de la compañía, cambiamos la modalidad de trabajo de tantos empleados como fuera posible para que trabajen de forma remota, implementamos medidas de distanciamiento social, establecimos controles de temperatura en el lugar, brindamos a los empleados en el lugar equipos de protección personal, limitamos la cantidad de visitantes y personas que ingresan a nuestras instalaciones, incrementamos la frecuencia y la intensidad de la limpieza de las instalaciones, y alentamos a los empleados a quedarse en casa si se sienten mal.

Muchas de nuestras instalaciones siguen operando de acuerdo con la identificación de la aviación como infraestructura crítica por parte de la Agencia de Seguridad Industrial y Cibernética (Cyber & Industrial Security Agency, CISA) del Departamento de Seguridad Nacional. 

Según la CISA, los sectores comerciales definidos como infraestructura crítica son “…tan vitales para los Estados Unidos que inhabilitarlos o destruirlos tendría un efecto debilitante en la seguridad, seguridad económica nacional, salud pública o seguridad nacional, o cualquier combinación de estos”. La orientación del presidente de los EE. UU. señala que las industrias de infraestructura crítica tienen una “responsabilidad especial” de mantener un horario de trabajo normal durante el brote global de COVID-19.

Seguimos monitoreando de cerca esta situación e implementaremos medidas adicionales según sea necesario para proteger a nuestros empleados, clientes, proveedores y comunidades.

 

marzo 27, 2020:

Gulfstream Aerospace confirmó hoy que uno de los empleados de Savannah dio positivo en la prueba del coronavirus. El empleado está recibiendo atención médica, y nuestros pensamientos y oraciones están con él y su familia. Se ha pedido a los empleados que trabajaron en la misma zona o que tuvieron contacto cercano con la persona que se queden en cuarentena y vigilen su estado de salud.

Desde que surgieron las noticias sobre el coronavirus, hemos intensificado la limpieza en nuestras instalaciones, reducido los viajes corporativos, aplicado protocolos de detección, limitado los visitantes y puesto en cuarentena y desinfectado las aeronaves que aterrizaban. También hemos pedido a los empleados que intensifiquen la higiene personal, que pongan en práctica el distanciamiento social en el trabajo y que se queden en sus casas si presentan síntomas o no se sienten bien.

Todas nuestras instalaciones seguirán funcionando, ya que la Agencia de Ciberseguridad y Seguridad Industrial (CISA) del Departamento de Seguridad Nacional considera a la aviación como infraestructura crítica.

Según la CISA, los sectores empresariales identificados como infraestructura crítica son “… tan esenciales para los Estados Unidos que su inhabilitación o destrucción tendrían efectos perjudiciales en la seguridad, la seguridad económica nacional, la seguridad o salud pública nacional, o cualquier combinación de estas”. Las medidas del presidente de los Estados Unidos indican que las industrias de infraestructura crítica tienen la “responsabilidad especial” de mantener un horario normal de trabajo durante la crisis global de COVID-19.

Seguiremos vigilando de cerca esta situación y pondremos en práctica medidas adicionales según sea necesario para proteger a nuestros empleados, clientes, proveedores y comunidades.

marzo 24, 2020:

Gulfstream Aerospace Corp. confirmó hoy que un empleado de las instalaciones del aeropuerto Love Field de Dallas dio positivo en la prueba de coronavirus. El empleado se encuentra bien, y desde Gulfstream les enviamos nuestros más sinceros deseos de recuperación a él y a su familia.

En respuesta a este caso confirmado, reforzamos nuestros ya estrictos protocolos para el coronavirus. El hangar donde el empleado trabajaba se cerró y así estará durante 14 días, y se ha pedido a los empleados que trabajaron o que estuvieron en contacto con esa persona que se queden en cuarentena y vigilen su estado de salud durante el mismo periodo. También aplicamos medidas adicionales recomendadas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) para mitigar la propagación de la enfermedad. Entre ellas, la limpieza y desinfección a fondo de las áreas de trabajo y las zonas comunes usadas por el empleado.

Desde que comenzaron las noticias sobre el coronavirus en diciembre, hemos aplicado de forma proactiva las medidas recomendadas por los CDC y la Organización Mundial de la Salud (OMS) para limitar el riesgo de exposición a la enfermedad, por ejemplo, al aumentar las restricciones a los viajes corporativos, poner en práctica el teletrabajo para algunos grupos de empleados y adoptar medidas adicionales de distanciamiento social. También limitamos la cantidad de visitantes y de personas que ingresan a nuestras instalaciones.

“Estamos viviendo momentos sin precedentes”, dijo Mark Burns, presidente de Gulfstream. “Nuestra prioridad absoluta sigue siendo la salud y el bienestar de nuestros empleados, clientes, proveedores y comunidades. Comprendemos la gravedad de esta situación en constante cambio y hemos tomado precauciones de forma proactiva para minimizar el riesgo y la exposición, al tiempo que seguimos ofreciendo a nuestros operadores y a nuestra nación servicios y soporte indispensables. Hemos estado colaborando con las autoridades para que estén al tanto de las medidas que hemos tomado para hacer frente al coronavirus y abordar este caso en particular. Seguiremos vigilando de cerca esta situación inestable y pondremos en práctica medidas adicionales si fuera necesario”.

 

marzo 23, 2020:

Nuestra prioridad absoluta sigue siendo la salud y el bienestar de nuestros empleados, clientes, proveedores y de toda la comunidad. Desde que comenzaron las noticias sobre el coronavirus en diciembre, Gulfstream ha aplicado de forma proactiva las medidas recomendadas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) para limitar el riesgo de exposición a la enfermedad, por ejemplo, al aumentar las restricciones a los viajes corporativos, poner en práctica el teletrabajo para algunos grupos de empleados y adoptar medidas adicionales de distanciamiento social. También hemos reducido la cantidad de visitantes y personas que ingresan a nuestras instalaciones y hemos seguido las medidas recomendadas por el gobierno para mitigar la propagación de la enfermedad. Esto incluye un mayor énfasis en los protocolos de detección en nuestra plantilla laboral. Seguiremos vigilando de cerca esta situación en constante cambio y colaborando estrechamente con nuestros empleados, clientes, proveedores, partes interesadas y la comunidad para mantenerlos informados.

image description